Loading...

El equipo profesional para Intervenicones Asistidas con Animales

Por norma general, las sesiones de IAA están llevadas a cabo por un equipo formado por:

  • un profesional de la salud (logopeda, psicólogo, terapeuta ocupacional…), de la educación (educación especial, pedagogo, educador social…) o del ocio y tiempo libre (técnicos en animación sociocultural, en actividades deportivas…), según la modalidad de intervención que se realice.
  • un guía del animal (educador canino, adiestrador de perros de asistencia, adiestrador animal…)
  • un animal

Las sesiones se realizan en diferentes entornos. En el caso de la participación de un perro o un gato en la intervención, las sesiones pueden realizarse en un centro, al cual se desplaza el equipo, según unas pautas previamente establecidas, para desarrollar las actividades dentro de la entidad. Pero también hay otras modalidades, como la del ‘perro/gato residente’, en que uno o más animales son adquiridos por el centro y viven dentro de las instalaciones de forma permanente, como por ejemplo, un perro que pueda vivir en el jardín de una casa para ancianos y que participe en varias actividades, siempre guiadas por un profesional. También se pueden realizar las sesiones en el domicilio particular del usuario. Si los animales que participan en la intervención son caballos, burros o animales de granja, ya debemos contar con instalaciones al aire libre, adecuadas para albergar estos animales, y las sesiones se realizarían en ese entorno natural.

Existe una amplia gama de posibilidades cuando se elige un animal o una especie para llevar a cabo una IAA. La elección del animal no es al azar, puesto que cada especie nos aporta características particulares que se acoplan mejor a un determinado tipo de intervención. De esta manera, al elegir el animal que vamos a emplear, tendremos en cuenta muchos factores, entre ellos: las necesidades del centro (facilidad de manejo, instalaciones, etc.), las limitaciones físicas de los pacientes (geriátricos, personas con discapacidades físicas, etc.), el tipo de diversidad funcional (aspectos físicos, mentales, etc.), los objetivos de la intervención (físicos, cognitivos, sociales, etc.), las necesidades y bienestar propio del animal, etc. Ejemplos de animales que pueden emplearse en dichas actividades incluyen pájaros, conejos, caballos, perros, gatos, gallinas, delfines, etc.

By | 2018-01-25T17:21:52+00:00 mayo 17th, 2017|Asociación Youcan, IAA|0 Comments

Leave A Comment